Armada del Ecuador ejecuta V Control de Área Marítima

La Armada del Ecuador, en cumplimiento de sus tareas permanentes de patrullaje a los espacios acuáticos nacionales,  se encuentra ejecutando el Quinto Control de Área Marítima, CAM V. En esta operación participan unidades de superficie como fragatas, misileras y corbetas, seis batallones de Infantería de Marina, un submarino, a más de unidades aeronavales de exploración aeromarítimas tripuladas y no tripuladas de la Aviación Naval.

El propósito fundamental de estas tareas es mantener la seguridad integral y protección de las áreas marítimas para así neutralizar y controlar las actividades ilícitas que se registran en el mar. Esta actividad empezó el 30 de julio y se extenderá hasta el 18 de agosto de 2013.

Para cumplir de manera eficiente estas operaciones, se ha divido la franja costera en tres sectores: Norte, Centro y Sur, enfocadas especialmente en la zona norte, donde se ha reportado el  mayor índice delictivo.

Es importante destacar que la Armada del Ecuador con el empleo de sus unidades tiene a cargo la custodia de una superficie de alrededor de 1’600.000 Km², cuya cobertura geográfica comprende: el ESPACIO MARÍTIMO que incluye el Mar Territorial, Zona Contigua (ZC) y Zona Económica Exclusiva (ZEE), su espacio aéreo y el lecho marino, además del espacio rivereño fluvial con sus aguas interiores, esteros, redes fluviales navegables, en donde exista actividad humana, tanto en la región continental e insular.

Debido a estas nuevas áreas marítimas de responsabilidad, se reestructuraron los planes de la Armada del Ecuador, para el cumplimiento de tareas de seguridad integral de los espacios acuáticos, orientados a la planificación del control de la actividad marítima, seguridad de la navegación, seguridad de la vida humana en el mar y protección del medio ambiente marino.

Consecuente con lo expuesto, y de conformidad con el objetivo nacional planteado en el “Plan Nacional del Buen Vivir”, actualmente la Marina direcciona todos sus esfuerzos al control de las amenazas o factores de riesgo de las siguientes actividades ilícitas: delincuencia común (piratería), tráfico de estupefacientes transporte ilegal de personas, transporte ilegal de mercaderías, transporte ilegal de combustibles, pesca ilícita, tráfico de armas, municiones y explosivos, contaminación marino costera y fluvial.

Para  mejorar los tiempos de reacción y optimización de los recursos navales, las unidades de superficie están enlazadas con un sistema de vigilancia marítima fortalecido con el Sistema Integral de Gestión Marítima y Portuaria (SIGMAP), lo que permite mantener un monitoreo satelital de la actividad marítima, con capacidad de respuesta inmediata priorizando las medidas disuasivas y previendo la aplicación de la fuerza de manera progresiva y proporcional.